Mi diada de Sant Jordi 2013

sant-jordi-drac-dragon-rosa-libro-princesa-ilustracion
Ilustración de Laia Pampols

Como vengo haciendo los últimos años, quería compartir con vosotros lo que he recibido (y regalado) en Sant Jordi.

Ya he explicado en alguna otra ocasión (2011, 2012) en qué consiste este día en Catalunya, que la tradición dice que en las parejas, el chico debe regalar una rosa a la chica y la chica un libro al chico… y que todo viene de la leyenda de Sant Jordi y el dragón.

Por cierto, que la Damm ha alterado un poco su anuncio de la Voll Damm, para felicitar este día. No suelo colgar vídeos de anuncios pero este me ha parecido muy chulo. Y vale, no sale ni dragón ni el caballo es blanco, pero tampoco nos vamos a poner tan tiquismiquis ¿no? xD

Así que, ya puestos en antecedentes, pasamos a lo material. Estas son las rosas que he recibido este año. Tres: la del trabajo, y dos de mi enamorado. 🙂

20130424_184940

Y estos son los libros que nos regalamos. Yo siempre exijo libro, por cierto, y este año me ha tocado Victus, de Albert Sánchez Piñol. Es una novela histórica ambientada en Barcelona, y la verdad es que tiene pintaza. A ver si pronto puedo hincarle el diente.

Yo a Carlos le regalé Neuromante, de William Gibson, y le di un vale por otros que todavía no me han llegado (es lo que tiene pedir por internet), también de ciencia ficción. Aparte, me autoregalé otro titulado Microserfs (que tampoco tengo todavía).. y todos ellos son de sci-fi por un asuntillo que tengo por ahí pendiente. Tiene que ver con una lista de los libros más frikis y mis ganas de leerlos. Y los de Carlos, aparte de por eso, porque me parecen lo bastante interesantes como para que los disfrute, claro.

20130424_185049

Aparte de eso, recibí mi regalito del Sant Jordi bloguero, que venía de mi tierra (Galicia), pero no exactamente de mi pueblo. Este año he recibido libro de Ángela, del blog Anduriña. Se titula La promesa del ángel, y aunque no me sonaba, en cuanto he visto de qué va, ha despertado mi interés. Misterio, arqueólogos, rituales antiguos… vamos, que pinta bien!

Y como podéis ver, se ha currado un montón el punto de libro y la florecita del envoltorio (estaba envuelto para regalo).

20130424_185202

Y no pude resistirme a regalarle una «rosa» a Carlos, y alguna cosita más.

20130424_185008La verdad es que, ya lo he dicho otros años, Sant Jordi me parece un día precioso, porque las calles se llenan de libros y rosas. Que sea comercial, o una excusa para vender los libros… ¿realmente es malo? Yo creo que no, y como además nosotros no celebramos San Valentín, es una buena excusa para tener detallitos. Espero que hayais pasado una buena diada de Sant Jordi!

8 comments

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Como vengo haciendo los últimos años, quería compartir con vosotros lo que he recibido (y regalado) en Sant Jordi. Ya …Continuar leyendo »…

  2. Victus me llama mucho así que estaré atenta a tus reseñas. Y el libro que te mandó Angela también tiene muy buena pinta. Y la rosa es preciosa!!! Estaré muy atenta a tus impresiones, a ver si me das el empujoncito para buscar uno u otro libro… O los dos! Y sí, coincido contigo. El día del Libro es muy bonito y especial, de los mejores del año.
    Besotes!!!

  3. Yo por la mañana estuve por el centro. No se podía dar un paso de gente que había en las Ramblas y en plaza Catalunya. La rosa este año ha tocado virtual otra vez, que tengo a mi niño en Girona, pero estoy contenta igualmente. Y al final no me compré ningún libro porque había tanta gente que era agobiante acercarse a algunas paradas, prefiero ir a comprarlos con tranquilidad.

    • Ya, yo tampoco soy partidaria de esperar justo a ese día para comprar libros, creo que es mejor pasearse sin mucha presión. Por desgracia no es día de fiesta y por la mañana o principio de la tarde no pude ir a pasear. Luego al salir del curro no me apetecía meterme en el follón e hice lo mínimo. Las rosas virtuales también tienen valor, claro! 🙂

  4. Cualquier momento es bueno para tener detalles especiales, es por eso que esos momentos se convierten en especiales. Pero no está mal que nos recuerden de vez en cuando que hay que celebrar ciertas cosas para que no caigan en el olvido de todos. beso!

Deja un comentario