Expediente X automovilístico (luna trasera hecha trizas)

Hoy cuando salí a la hora de comer, me encontré con esto cuando fui a coger el coche.

¿Uno de mis fans? xD Quién sabe… igual tendría que haberme fijado en si tenía alguna notita dentro y el par de agujeracos de la luna trasera fue sólo para hacérmela llegar.

En fin, como es natural, por la tarde no fui a trabajar, sino que me tocó llamar al seguro para ver qué hacía con el coche de los huevos, ya que no era plan dejarlo en la calle prácticamente abierto.

 Pero antes de llevarlo al taller, el coche y yo (y luego Carlos) dimos unas cuantas vueltas por ahí, manteniendo como campeones los cristalitos (casi todos) en su sitio. Ahora el coche está en un taller de esos que cambian las lunas rápido, pero claro, habiéndolo llevado a primera hora de la tarde, se pasó la hora de hacer los pedidos y hasta mañana no lo tendré.

Luego volví al trabajo a decir que no volvía, con documentación gráfica incluida para demostrarlo, y nada, la gente tenía teorías de todo tipo: que si me habían querido robar, o algo que le cayó encima, o incluso que habían querido robar la luna… ¿cuál es vuestra teoría?

La mía, después de haber examinado el terreno, es que estaban segando el césped al otro lado de la verja donde estaba, y tiraron algo o se les cayó algo, que fue a parar encima de mi coche. Por la casualida de que justo estuvieron cortando hierba hoy, más que nada… Pero claro, igual tampoco tiene mucho sentido, el coche que estaba justo detrás no tiene nada, la chapa no tiene nada, no sé… Lo que sí es seguro es que fue un hostión de impresión el que se llevó, mirad los cristales salpicados hacia los dos lados, y cómo quedó la luna.

Menos mal que mi seguro me cubre esto… no me quiero imaginar cuánto cuesta. Pero bueno, que todos los problemas sean como este y tengan una solución tan fácil ¿no?