Southland Tales, de Richard Kelly (2006)

poster

Con todo eso del fin del mundo, los mayas, etc. me acorde de esta película y una de sus líneas: “This is the way the world ends. Not with a whimper, but with a bang”. La verdad es que en su día me gustó mucho, la vi por ser del mismo director de Donnie Darko (Richard Kelly), y aunque no se la recomendaría southland-tales-rock-600x359automáticamente a cualquier persona a la que haya gustado la otra, yo sí la disfruté (y la he vuelto a disfrutar), y además gracias a ellas descubrí a The Killers. :)

Esta película, que mezcla ciencia ficción, humor absurdo, un mundo distópico, acción e incluso números musicales… es una bizarrada de cuidado, eso lo aviso desde ya. Empezamos sus casi dos horas y media de metraje con una grabación casera en una fiesta familiar. Esta fiesta se ve interrumpida cuando hay un ataque nuclear sobre el lugar. Por supuesto, estamos hablando de América, y América ha sido objeto de un ataque terrible. Tras eso, una voz en off nos pone al día rápidamente de cuál es la situación y el escenario para el argumento.

In the aftermath of nuclear attacks in Texas, America found itself on the brink of anarchy. 
World War III had begun. 
The accelerated conflict in the Middle East placed significant restrictions on American access to oil. Alternative fuel sources became a lucrative commodity. Americans were transfixed by the terrorist’s threat, and were willing to prevent another attack by any means necessary. Military checkpoints were erected at each State line. Interstate travel visas were required of each citizen. Dissenting liberal extremest cells began to emerge, the most vocal of which were the neo-Marxists. The 2008 presidential election was to be decided by the electoral votes of just one State, as the Republicans raced to secure California for the first time since 1988. On June 27, 2008, Boxer Santaros, a famous actor with ties to the Republican Party, vanished without a trace. Three days later he was discovered in the Nevada desert with his memory erased. The government knew he had crossed the bordered back into California. but the circumstances of his return to the Southland remained a mystery.
[Después de los ataques nucleares a Texas, América se encontró al borde de la anarquía.
La Tercera Guerra Mundial había comenzado.
El conflicto acelerado de Oriente Medio había impuesto restricciones importantes en el acceso americano al crudo. Las fuentes alternativas de combustible se convirtieron en una mercancía lucrativa. Los americanos fueron subyugados por la amenaza terrorista, y querían prevenir otro ataque con los medios necesarios. Se erigieron puestos de control militares en cada frontera estatal. Se exigían visados de viaje interestatal a todos los ciudadanos. Empezaron a emerger células extremistas liberales rebeldes, los  más ruidosos los neomarxistas. Las elecciones presidenciales de 2008 iban a ser decididas por los votos de un solo estado, mientras los republicanos competían para ganar California por primera vez desde 1988. El 27 de junio de 2008, Boxer Santaros, un actor famoso con vínculos al Partido Republicado, desapareció sin dejar rastro. Tres días después fue descubierto en el desierto de Nevada habiendo perdido la memoria. El gobierno sabía que había salido por la frontera de California, pero las circunstancias de su vuelta al sur seguían siendo un misterio.]

justin-timberlake-southland-talesEste ataque desencadena la Tercera Guerra Mudnial (WW3). El mapa político cambia por completo, la guerra domina el mundo y la paranoia se adueña de los Estados Unidos. Y pronto nos encontramos con uno de nuestros protagonistas, Boxer Santaros, actor vinculado al partido republicano. Parece que ha desaparecido, y aparece un tiempo después, con la memoria borrada y sin saber qué le ha pasado. A Santaros lo interpreta Dwayne Johnson, también conocido como The Rock.

Pronto pasamos a otra escena en la que vemos al personaje al que da vida Justin Timberlake. Pilot Abilene, veterano de la guerra de Irak, y por lo visto un poquiiiiito inestable, es la voz en off, es el que pronuncia la frase que comentaba antes.

This is the way the world ends… this is the way the world ends… not with a whimper but with a bang.
[El mundo acaba de este modo… el mundo acaba de este modo… no con un quejido sino con un estallido]

Y pronto nos enteraremos de que Boxer Santaros está amnésico, que ha escrito un guión de cine junto a su novia, antigua estrella del porno y presentadora de un programa de debate junto a otras actrices porno. Es Krysta (Sarah Michelle-Gear), Southland Tales 14y el guión que ha escrito junto a Santaros predice el fin del mundo. También nos enteraremos de que en ese futuro alternativo (bueno, “futuro”, se supone que se trata de 2008) hay una nueva fuente de energía, el Fluid Karma. Y de que Nana Mae Frost (esposa del senador Frost) lidera la búsqueda para encontrar a Boxer Santaros, con medios gubernamentales a su disposición. Y de que Ronald Taverner, un policía obsesionado con su reflejo, es rehén del movimiento neomarxista. Todos los personajes forman un entramado que poco a poco veremos que incluye conspiraciones, planes secretos, terrorismo… y claro, el fin del mundo.

La película, ya digo, a mí me encanta pero no digo que tenga que gustarle a todo el mundo. Es una ida de olla bastante espectacular, y reconozco que puede ser difícil de digerir por la forma en que está contada, por su argumento y por su duración. Aún así, yo la adoro. Es más, tengo algo pendiente y es leer los cómics que complementan a la película. El argumento de los mismos, que sirven de precuela a la película, fue escrito por Richard Kelly y las ilustraciones son de Brett Weldele.

Volviendo a la reseña, hay que decir que tiene un reparto de lo más variopinto, y que cada uno me parece perfecto para su papel. Sarah Michelle-Gear para su papel de ex-porn star metida en complicados planes políticos. Boxer Santaros como tío con el cerebro lavado y que no para de tener tics y gestos raros. Justin Timberlake como soldado medio loco y adicto a las drogas. Seann William Scott en SouthlandTales-13su curioso doble papel… Es más, entre los secundarios hay muchas caras conocidas más, como por ejemplo Christopher Lambert (traficante de armas que utiliza un carrito de los helados como tapadera), o la vieja de Poltergeist, o un irreconocible Kevin Smith…

No es una película perfecta, probablemente hay muchos aspectos de ella que dejan bastante que desear. No lo sé. Lo que sí sé es que según mi criterio no se merece el 5.5 que tiene en IMDb, y creo que ha sido injustamente juzgada por una legión de mitómanos de Donnie Darko. La película no es algo en la línea de aquella otra, no, es algo diferente, es bizarra, es larga, es extraña y rezuma un curioso y absurdo sentido del humor. Además, está llena de diálogos aún más absurdos que su humor y la música me gusta. Aunque solo fuera por ese número musical en que Justin Timberlake hace playback al son de las líneas “I got soul, but I’m not a soldier…” la película ya hubiera merecido la pena para mí. Pero es que encima me gusta todo lo demás.

Quien quiera puede comprarla y quien no es muy libre de hacerlo. Yo me incluyo en el primer grupo de forma incondicional después de haberla visto por segunda (¿o tercera?) vez. ¡Arriba Boxer Santaros!

¿He dicho ya que sale una canción de The Killers? :) ¿Y una de Muse? ¿Y de Moby?De Muse, concretamente, Blackout. El número de The Killers lo pongo en un vídeo abajo, y aparte de eso, también Pixies y otros que no he reconocido…

wintermovies_southlandtales.grid-6x2Lo dicho, un divertimento de ciencia ficción y el apocalipsis, con buenas dosis de humor y actores que generalmente no son muy buenos, pero para mí en esta ocasión lo bordan. Y repito de nuevo. Esta no es una recomendación incondicional, sino un “es muy especialita y hay un 85% de posibilidades de que no os guste tanto como a mí”. Ah, pero si la veis, será mejor que no hagáis como yo y antes os leáis las novelas gráficas que, como digo, son la parte de la historia que va antes de lo que ocurre en la peli y ayudan mucho a entenderla.

I’m a pimp. And pimps don’t commit suicide.
[Soy un chuloputas. Y los chuloputas no se suicidan.]

southland tales


Director: Richard Kelly
Guión: Richard Kelly
Año: 2006
Duración: 145 min.
País: USA
Ficha en IMDB
Reparto: Dwayne “The Rock” Johnson, Seann William Scott, Sarah Michelle Gellar, Mandy Moore, Miranda Richardson, Kevin Smith, Janeane Garofalo, David McDivitt, Curtis Armstrong, Bai Ling, Nora Dunn, John Larroquette, Jon Lovitz, Lou Taylor Pucci, Chad Fernandez, Justin Timberlake

About these ads

6 comentarios en “Southland Tales, de Richard Kelly (2006)

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Película rara, rara… pero que hay que ver por lo menos una vez en la vida. No hay que quedarse en la superfície y tomarla como un simple divertimento. Es algo más…

  3. Concuerdo contigo queria Sonix, soy también de las personas a las que les gusta mucho la película. Destaco el tema “Memory Gospel” de Moby, quien hubiera pensado que el ambient yla acción/ciencia ficción se llevarán tan bien a cuadro?

¡Comentad, insensatos! ^^

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s