Dracula (NBC) – Reseña del piloto

dracula poster

No lo puedo remediar y además lo he dicho muchas veces: me encanta la figura del vampiro. No solo el vampiro clásico de Stoker, sino muchos otros y muy diversos. En su día estuve enganchadísima a las «Crónicas Vampíricas» de Anne Rice, y cada vez que sale una peli o serie sobre vampiros, la probabilidad de que me enganche es bastante alta. Por eso me lo paso tan bien viendo True Blood. 🙂 Y nada, que este piloto era uno de los que más ilusión me hacía ver de los estrenos del otoño, porque trata de vampiros y no solo eso, sino que trata DEL VAMPIRO. Con mayúsculas.

Así que en esta serie tendremos de nuevo una reinterpretación de la historia clásica de Stoker, con el vampiro más famoso de todos los tiempos, Drácula.

Siglo XIX. Comenzamos con una pequeña intro, en Rumanía, donde vemos cómo dos hombres sin identidad entran a una tumba antigua, donde reposan los restos de Drácula. Uno de los hombres sabe lo que hay allí, el otro no y acaba bastante mal. Lo importante es que consiguen que Drácula vuelva a la vida y salga de su prisión de – al parecer – siglos. Esta época, a finales del siglo XIX en la época victoriana de Londres, es la misma en que tienen lugar los hechos que acontecen en la novela de Bram Stoker, pero pronto veremos que hay variaciones.

Drácula (Jonathan Rhys Meyers) se va a hacer pasar por Alexander Grayson, un empresario americano, para infiltrarse en la alta sociedad británica…

…as american as God, guns and bourbon…
[…tan americano como Dios, las armas y el bourbon…]

Drácula
Drácula

El propósito declarado de este Mr. Grayson es llevar las novedades tecnológicas a Inglaterra, aunque el verdadero propósito de Drácula es vengarse de los que alguna vez le hicieron daño. Para ayudarle en sus propósitos tiene a R.M. Renfield (Nonso Anozie), en este caso una especie de asistente que le ayuda en todo lo que solicita en todo tipo de tareas (como criado, mayordomo, espía, consejero…)

Para presentarse ante los círculos de la alta sociedad organiza una fiesta, a la que acuden Jonathan Harker (Oliver Jackson-Cohen), Mina Murray (Jessica De Gouw) y Lucy Westenra (Kate McGrath). Seguro que son personajes que ya suenan a quien conozca mínimamente la historia original. En este caso Mina es una estudiante de medicina, Lucy una aristócrata prometida con Arthur Holmhood, y Jonathan un reportero muy ambicioso. En la fiesta, Drácula tendrá la impresión de que ya conocía a Mina de antes, y a ella le pasará lo mismo, solo que ella desconoce los motivos. En realidad Mina se parece mucho a la difunta esposa de Drácula, Ilona. Por otra parte, tendremos también a Van Helsing (Thomas Kretschmann), que en la serie es profesor de universidad, profesor de hecho de Mina en una de sus clases.

Las promesas de Drácula de grandes avances tecnológicos no acaban de convencer a una parte de la cúpula empresarial londinense, aunque sí impresionan a muchas otras personas. Y mientras tanto, empieza la búsqueda de Drácula de los miembros de la sociedad secreta de la Orden del Dragón… que en el pasado le hizo mucho daño y le convirtió en lo que es hoy en día.

La serie es una visión alternativa de la misma historia que se cuenta en la novela de Bram Stoker. Mismos personajes, en similares roles. Algunos personajes secundarios cambian ligeramente su enfoque (el caso más obvio, aparte del de Renfield… ya lo veréis), pero en esencia es la misma historia. Para mí Jonathan Rhys Meyers es un buen Drácula, diferente aunque también carismático. Quizá pueda parecer un poco demasiado joven, pero aún así creo

Van Helsing
Van Helsing

que funciona. En el caso del resto de actores, el tiempo dirá aunque de momento ninguno me ha apasionado especialmente excepto el que interpreta a Van Helsing. Mina y Jonathan son muy sosos, realmente. Los efectos y la puesta en escena están bastante bien e incluso en algunos momentos se consiguen escenas muy aparentes. Es el caso de la escena del baile en la mansión de Carfax, y la escena de las bombillas, o la de la ópera. Con una estética algo steampunk, se trata de una propuesta interesante y un enfoque a la vez diferente, y a la vez en línea con lo que ya conocíamos, del padre de todos los vampiros.

Me ha gustado… Rhys Meyers puede ser un buen Drácula. El piloto ha sido interesante de ver, para nada ha sido pesado.
No me ha gustado… los secundarios son muy sosos. A pesar de que lo he visto con gusto, no me gusta la sensación en algunos momentos de que realmente no era necesario hacer una serie sobre Drácula. A ver cómo evoluciona, porque lo que avanza la promo al final del capítulo es bastante… sorprendente.

dracula nbc logo

Web oficial
Ficha IMDB
Fecha estreno USA: 25 de octubre de 2013
Duración del piloto: 42 minutos

4 comments

  1. Acabo de ver el capítulo y andaba con ganas de leer tu reseña. Yo me apunto a ir de la mano de Dracula en una venganza de sangre, sexo y violencia victoriana.
    Me gusta mucho Renfield y por supuesto Van Helsing.

  2. Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: No lo puedo remediar y además lo he dicho muchas veces: me encanta la figura del vampiro. No solo el vampiro clásico de Stoker, sino muchos otros y muy diversos. En su día estuve enganchadísima a las “Crónicas Vampíricas” de ..…

  3. Me llama la atención aunque con dudas. Si a ti no te acaban de convencer los secundarios y a mí me echa para atrás el Drácula de los Tudor lo veo algo complicado, pero me apetece ver una serie sobre el Drácula clásico.

Deja un comentario