The Iron Lady (La dama de hierro), de Phyllida Lloyd (2011)

Título: The Iron Lady
Director: Phyllida Lloyd
Guión: Abby Morgan
Año: 2011
País: UK, Francia
Duración: 105 min.
http://www.imdb.com/title/tt1007029/
Reparto: Meryl Streep (Margaret Thatcher), Jim Broadbent (Denis Thatcher), Susan Brown (June), Phoebe Waller-Bridge (Susie), Iain Glen (Alfred Roberts), Alexandra Roach (Margaret Thatcher joven)

Otra de las películas candidatas a los Oscars, y otro de los nombres que suenan más para el premio a la Mejor Actriz, el de Meryl Streep. Y como para los BAFTA ya no llego para mis apuestas, sigo con mi propósito de verlas todas antes de la entrega de premios, el día 26 de febrero.

En The Iron Lady se quiere profundizar más en la figura de Margaret Thatcher. Aunque casi todos la conocemos, y vemos su figura política con mayor o menor simpatía, esta película quiere ahondar en el ser humano, presentarnos a la mujer tras ese monstruo mediático que fue la Thatcher en sus tiempos (y que ha despertado antipatías en muchas personas, antipatías que todavía perduran tanto tiempo después de su retirada de la vida pública). Así que veremos cómo una anciana senil y deteriorada va teniendo recuerdos de sus viejos tiempos, de su juventud, de sus amores, y cómo lo que fue una mente privilegiada – eso creo no se le puede negar – sufre los estragos de la edad y el paso del tiempo.

En esta película, si algo se nos ha vendido, ha sido la transformación y metamorfosis física de Meryl Streep en Margaret Thatcher. Se ha jugado con la baza del maquillaje y la caracterización, al igual que con Glenn Close en Albert Nobbs (si queréis leer mi reseña de esa película lo podéis hacer aquí), y realmente han hecho un trabajo magnífico. Aun con sus tics característicos (que supongo que agradan a muchos de todos modos), Meryl Streep se ha convertido en gran medida en el personaje al que representa. El trabajo de maquillaje es espectacular, y el trabajo que hace la actriz también es estupendo. Aún así, si tuviera que elegir a una de las dos mujeres para el Oscar, seguramente mi voto iría sin pensarlo a Glenn Close. Eso no quiere decir que piense que el trabajo de Meryl es malo, ni mucho menos, lo que hace aquí seguramente es uno de sus papeles más difíciles y se nota el empeño y la dedicación de la actriz.

En cuanto a la historia, bueno, aquí es donde tengo mis quejas. A pesar de que es entretenida de ver la mayoría del tiempo, no me parece elegante el enfoque de “quién te ha visto y quién te ve” utilizado. Me hubiera parecido más valiente hacer una biopic pura y dura sin recurrir tanto a la senilidad de Thatcher como hilo conductor de todo lo demás. No he acabado de comprar ese concepto de una mujer en el ocaso de su vida que echa la vista atrás y se da cuenta de que ha hecho tantas cosas, buenas y malas. He echado de menos una narración más coherente, o más lineal si se quiere, que contara las cosas que todos esperábamos ver, repasando capítulos polémicos de la vida política de Thatcher. Comprendo que quizá la directora pretendía “acercarnos” el personaje y hacerlo más humano y cercano. En mi opinión, no lo consigue. Puedo entender eso que se preocupa tanto de subrayar, y es que los orígenes y el género de la que acabó siendo Primera Ministra marcaron su vida política y su carácter. Puedo entenderlo pero eso no convierte el personaje y sus ideas en más cercanas o respetables. En esencia, sigo pensando lo mismo que pensaba sobre esta “dama de hierro”, y quizá en eso la película ha fallado. “La” Thatcher no me cae ni una pizquita mejor, ni he conseguido empatizar con ella, y eso que soy mujer, y de origen mucho más humilde que ella. En cambio, si solo se pretendía hacer una exposición de los hechos, y más que nada una demostración de lo buena actriz que es Meryl Streep, pues no digo que no, eso está bien conseguido.

La narración y los tiempos de la película son bastante atropellados. Veremos cómo el presente (una Margaret Thatcher senil que no deja de tener alucionaciones con Dennis Thatcher, su marido muerto) se alterna con diferentes episodios del pasado. A modo de “momentos destacados” o highlights, veremos algunos de los capítulos de la historia más o menos reciente británica, que también formaron parte de la historia de la primera ministra. Sin embargo, me ha dado la impresión de que la película tampoco consigue hacer un buen repaso en este sentido, y no seré la primera que exponga su opinión de que se han pasado de puntillas sobre algunos aspectos y momentos importantes del mandato de la primera ministra. Y sí, salen unos minutos de la huelga de mineros, o del episodio de las Malvinas, pero la verdad, me han parecido mal contados y de manera un tanto superficial y sin aportar nada nuevo. La película resulta a ratos pretenciosa, a ratos bastante simplona. Y no digo que todo sea malo, hay algunos diálogos para recordar, como cuando Margaret explica la diferencia entre “pensar” y “sentir”, muy clarificador. Pero de todos modos, no me ha llegado ni me ha convencido como película.

Resumiendo, que la película en general no me ha gustado demasiado. No digo que sea mala, y hay cosas que me gustaron. A pesar de que al final me ha resultado algo cansina, la historia de amor asimétrica entre Margaret y Dennis me gustó bastante, el resto de la historia también pero no me convenció la manera parcial y atropellada de contarla. La interpretación de Meryl Streep está muy muy lograda, y quizá sea lo que merezca la pena recordar de la película.

About these ads

6 comentarios en “The Iron Lady (La dama de hierro), de Phyllida Lloyd (2011)

  1. A mi me gustó por Streep, ella es la peli, la biografia que se muestra es algo descafeinada, se nos muestra que em el ocaso de nuestra vida nadie se libra de la demencia ni de lo que tenga que venir, pero poco más.No he visto a una mujer que echa la vista atras para recordar lo bueno y lo malo que hizo, no recuerdo ni un sólo momento en que se deje ver que se arrepienta de algo de lo que hizo….

    Un beso!

  2. Pingback: Bitacoras.com

¡Comentad, insensatos! ^^

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s