Libros leídos en 2009 (XXVI): Mientras agonizo, de William Faulkner

FICHA TÉCNICA

Autor: William Faulkner
Título original: As I Lay Dying
Editorial: Editorial Anagrama
Año publicación: 1985
Número páginas edición española: 244
Género: Narrativa contemporánea, novela

SINOPSIS

Relata la peripecia de una familia de blancos pobres, los Bundren, que recorren los parajes rurales del Sur con el cadáver de la esposa y madre en un ataúd para enterrarla en una parcela de su propiedad.

COMENTARIO

El otro libro que me leí de Faulkner, hace unos años, no me gustó tanto como éste. Faulkner no es fácil de leer, es extraño y tiene un estilo propio. La primera vez que lo leí creo que fue porque había leído que es uno de los grandes clásicos americanos del siglo XX. Efectivamente, tiene uan manera de escribir muy especial, aunque puede que no sea del agrado de todos.

En este caso, como pone en la sinopsis, el argumento parece sencillo, incluso demasiado sencillo. Pero Faulkner era un escritor que dibujaba a sus personajes con mucho cuidado, que nos llevaba dentro de sus pensamientos de forma tan efectiva como, a veces, devastadora. En este caso el libro está estructurado en pequeños capítulos, y la lógica que sigue es la de asignar un capítulo a un personaje. Durante ese capítulo, a veces largo y a veces tan extremadamente breve como una sola frase, el personaje del título piensa y narra los hechos desde su punto de vista. Está Anse Bundren, el padre de familia; Cash, uno de los hijos; Darl, otro; Jewel, otro; Cash, otro; Dewey Dell, la única hija del matrimonio; Vardaman, el hijo pequeño que es sólo un niño; Addie Bundren, la madre de todos ellos, que es la que agoniza; Vernon Tull, el vecino más cercano; Cora Tull, la vecina; Peabody, el médico de la zona; y algún que otro pesonaje que no tiene más de un capítulo. Para mí, esta estructura le da mucho dinamismo a la novela, haciéndola más rápida y más variada. Se me hizo entretenido ver los mismos hechos desde diferentes puntos de vista.
Sobre el argumento, pues trata sobre gente de campo maltratada por la vida y resignada a ello. Trata sobre ese tipo de personas que no se esfuerzan porque piensan que todo lo malo que les pasa es fruto de su mala suerte y no aspiran a nada mejor, pensando que no está en sus manos. Trata sobre el despotismo y sobre las formas más extrañas que tiene a veces la gente de quererse. Trata sobre la crueldad, la ignorancia y la injusticia. No puedo contar cosas del argumento, porque no me gusta hacerlo, pero hay que decir que Faulkner no hace concesiones, no da ninguna esperanza ni respiro. Parece decir: hay gente que nunca tendrá nada parecido a la felicidad, que nunca conocerá la sonrisa.
No sé, quizás tiene razón.

FRASES Y FRAGMENTOS

Mi madre es un pez.

Como la mayoría de la gente de por aquí, llevo ayudándole tanto que no puedo dejar de ayudarle.
El camino: ahí lo tienes, justo hasta mi puerta. Toda la mala suerte que va y viene por él tiene que encontrarla por fuerza.
Pero no estoy muy seguro de que alguien pueda decir lo que es locura y lo que no lo es. Es como si en cada hombre hubiera otro que estuviera más allá de la cordura y la locura, y que mirara los actos cuerdos y locos de ese hombre con el mismo horror y el mismo asombro.

Deja un comentario